Olimpia

“Dos de octubre no se olvida”. Todos los mexicanos hemos escuchado esta frase y, mientras crecemos, conocemos y entendemos el contexto del movimiento que marcó a la sociedad estudiantil de nuestro país. Para ofrecernos una nueva perspectiva sobre esto llega a cines Olimpia, una película mexicana escrita, dirigida y producida por José Manuel Cravioto. Con motivo de su proyección, tuvimos la oportunidad de platicar con Nicolasa Ortiz y Daniel Mandoki, dos de los actores que forman parte del filme.

¿Como cambió su perspectiva acerca del movimiento estudiantil antes y después de la filmación?

Daniel: Mucha gente de nuestra generación conoce todo el proceso del 68 a través de la fecha, yo también me pongo en ese mismo barco. Creo que el movimiento estudiantil fue mucho más que eso y es justo lo que explora Olimpia. Todo el movimiento abarca mucho más que ciertas fechas históricas, hay mucho que aprenderle a todo el movimiento que de alguna manera se volvió una especie de maquinaria que se movía por sí sola. Todos agarraban lo mejor de sí mismos y Olimpia es un poco a la ofrenda a eso.

Nicolasa: Me pasó lo mismo, no tanto conocer la fecha por la política, que muchas veces nos la enseñan así, es más bien conocer la juventud; cuál era el motor de ese movimiento. Una cosa más sensible, leyendo el libro de Elena Poniatowska o imaginándote tú estar ahí.

Si ustedes hubieran sido el personaje que interpretan, ¿hubieran reaccionado de la misma manera?

Daniel: Honestamente creo que sí hubiera reaccionado parecido, yo creo que al principio sí hubiera sentido lo que siente Hernán. Se empieza a emocionar por volverse parte de este movimiento y yo creo que también me hubiera asustado cuando mi papá (un general) se empieza a dar cuenta, pero al final también me hubiera rebelado como él lo hizo.

Nicolasa: Creo que yo no soy alguien tan de palabras, mi personaje los es mucho, tanto que le gusta la poesía. Yo hubiera hecho algo mucho más gráfico. Pero a la hora en que entraron los militares, hubiera reaccionado igual, tratar de esconderme.

¿Qué mensaje esperan darle a los jóvenes que no vivimos personalmente el movimiento?

Nicolasa: La película da el mensaje del poder de la juventud, el poder de cambiar las cosas.

Daniel: Subestimamos a esta generación. Si fuéramos a aprenderle algo a lo que pasó en 1968 es la unión; entender que se puede, podemos pelear por todo. Nuestras voces se pueden escuchar más fuertes cuando vamos todos juntos para un lado.

****

Olimpia estuvo nominada a Mejor Película en el Festival de Cine de Morelia en 2018, por si querían más razones pera no perderse cinta. Muchas gracias a Ciné Tonalá por permitirnos disfurtarla y conocer más de cerca a sus personajes. Por acá pueden checar los horarios de su proyección.