AQUÍHAYAQUÍHAY

Ayer fue la presentación de DROPOUT, el disco de nuestra anti-boyband favorita AQUÍHAYAQUÍHAY. La cita fue en Galera, pero como no estábamos certeros de la hora de entrada decidimos llegar temprano para alcanzar buen lugar.

El concierto se veía prometedor y los fans lo sabían. Cuando arribamos al recinto, vimos desde lejos una larga fila en la cual se podía percibir toda la buena vibra y el abientaxo que traían los asistentes, quienes coreaban las canciones mientras esperaban la hora de entrada.

Dieron las 10.00 pm en punto y comenzamos a entrar, las luces ya estaban apagadas y lo único que nos iluminaba era un logo neón enorme de RedBull. Al cabo de un rato todo quedó en silencio y un grito a lo lejos nos anunció la llegada de Méne, morrito regiomontano y promesa del R&B guapísimo por cierto, acompañado de Rodrigo Romero, integrante de Trïp Trïp. Ellos fueron los encargados de irnos calentando para lo que se venía.

Aproximadamente a las 11:40 las luces azules de Galera nos iluminaron y los integrantes comenzaron a salir uno por uno cantando “Ambiente”. La gente comenzó a emocionarse, a gritar y corear las canciones.

Todo el concierto fue un cóctel de emociones y antes que comenzaran a tocar una de las últimas canciones, la banda anunció que tenían unos invitados especiales: salieron DromedariosMagicos y Ed Maverick para comenzar a cantar “Sólo Tú” en acústico. Fue el momento romántico de la noche y los besitos entre los asistentes no se hicieron esperar.

La banda agradeció a los asistentes por todo el apoyo y se despidieron con “Karma”. Los gritos de “otra, otra” retumbaban en Galera; la banda volvió a salir y cantaron una rolita nueva próxima a salir.

En definitiva el concierto fue un completo WIN, y nosotras ya nos morimos porque AQUÍHAYAQUÍHAY saquen más canciones para que nos enamoremos again.