Además de todas las más de 30  nuevas propuestas gastronómicas riquísimas y súper interesantes que conocimos en Comilona, tuvimos la oportunidad de asistir a la mesa redonda “Comida con función social”. Aprendimos bastante y a continuación les contamos lo más importante, porque no sólo se trata de gozar cuando de comida se habla, también hay muchos grupos vulnerables al rededor de esta necesidad básica.

LAS PATRONAS

Son un grupo de mujeres voluntarias de la comunidad La Patrona, en la localidad de Guadalupe, Veracruz. Ellas se dedican a alimentar y asistir a los migrantes centroamericanos que van a bordo de La Bestia en su camino hacia Estados Unidos.

Su labor es imposible de medir, además de cocinar 20 kilos de arroz y frijoles diarios, entre otras cosas, les toca vivir situaciones muy fuertes. Ver pasar a diario gente con hambre de verdad y que intenta sobrevivir. Ellas dan su tiempo y trabajo para aligerarles aunque sea un poco su camino.

Si quieren conocer un poco más de su labor y donar a la causa, pueden comunicarse con ellas a este correo: lapatrona.laesperanza@gmail.com.

OLIOMX

Se trata de una plataforma comunitaria gratuita para compartir comida. A través de su aplicación, conecta a vecinos entre sí y con negocios locales para que la comida y artículos que no serán utilizados puedan compartirse, en lugar de tirarlos a la basura. Una gran opción para dejar de desperdiciar 🙂

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de OLIO México (@olio_mx) el

¡Acá encuentras todo acerca de este gran proyecto al que nos urge unirnos ya!

PIXZA

PIXZA es una pizzería que, además de crear una pizza de maíz azul con ingredientes 100% mexicanos, alimenta y emplea a jóvenes en situación de calle. Funciona como una plataforma de empoderamiento social en el que se dedican a la reinserción social y laboral de jóvenes con un proceso dividido en tres partes: vida independiente, coaching para metas profesionales y personales, y capacitaciones.

Acá les dejamos una reseña muy chida para que se antojen, se enteren un poco más de este proyecto y se den una vuelta por alguna de sus sucursales.

GASTROMOTIVA MÉXICO

Por último tenemos esta sociedad civil que fue creada por el chef David Hertz en Brasil hace 12 años, y que en 2016 llegó a México. Ellos brindan empoderamiento social a comunidades vulnerables a través de educación culinaria. Cuentan con varias universidades y restaurantes aliados en la CDMX, con las que han capacitado a casi 300 personas.