Por: Harumi Daniela

Con un pasado lleno de conciertos en diferentes recintos de la CDMX, como el Teatro Metropolitan y El Plaza Condesa entre otros, el trío mexicano Camilo Séptimo citó a sus fans en el Pepsi Center donde presentaron su nueva producción discográfica:  Navegantes. 

Los encargados de abrir la noche fueron Miss Caffeina y Midnight Generation, que por unos buenos ratos ambientaron a todos los asistentes. Casi en punto de las nueve de la noche, la sonoridad de “Contacto”, (primer track su nuevo disco) se hizo presente y  Camilo Séptimo salió con su ya representativo escenario en perfecta alineación.

View this post on Instagram

#NAVEGANTES #CVIIpepsicenter

A post shared by Camilo Séptimo (@camiloseptimomx) on

 

¿Ya tan rápido es laurasad?

El concierto estuvo lleno de contrastes, pues supieron crear un equilibrio de toda su discografía. En las primeras cinco canciones dimos un viaje entre Navegantes, Óleos y su EP Maya. Acá entre nos’, la hora sad  fue muy precipitada con No Te Puedo Olvidar”, “Ser Humano” y “Amanecer”, ya que siendo unas de sus rolitas más melancólicas pudieron quedar muy bien para las canciones finales.

En la parte media del concierto tocaron la mayoría de las canciones de su nuevo disco, para así dar paso a los invitados de honor que los acompañaron en su noche especial. Con Fer de Midnight, interpretaron “Frecuencia” y Luis Jiménez, de Los Mesoneros, los acompañó en una de las favs de la noche, “Pulso”.

Un viaje fuera de este mundo

En términos de espectáculo, Camilo Séptimo nunca nos decepciona, creemos que quien se encarga de esto hace muy bien su chamba (gggg). Es impresionante la perfección y armonía con la que la música, los visuales y las luces se fusionan para crear una experiencia irreal. Te transportaban del universo a la tierra entre vistas satelitales, galaxias desconocidas y eclipses.

Llegó el momento del encore, y los flash del celular estaban a su máxima potencia, la gente pedía a gritos “Vicio”. La agrupación volvió y con un túnel de miles de colores interpretaron “No confíes en mi”, la canción con la que se dieron a conocer y que se ha convertido en todo un clásico. Finalmente el deseo se cumplió y se despidieron con“Vicio”, la rolita más aclamada de la noche.

Fav moments

Cuando tocaron “Miénteme” todos los asistentes coreaban y se escuchaba una sola voz.

En Fantasmas” –una de las canciones más tristes de Navegantes– la gente sacaba su celular para grabar el momento sad y ¿por qué no? mandarle el audio al ex.

Cuando se empezaron a escuchar los primeros synths de “Fusión”, la piel se erizaba y la euforia andaba a full.

Aunque hizo falta una que otra canción para su repertorio, el concierto fue increíble. De esas veces que no quieres que se acabe y que el momento dure para siempre.